lunes, 28 de febrero de 2011

A pesar de estar imputado por corrupción política y cada vez mas cerca de sentarse en el banquillo de los acusados , Rajoy no a podido evitar nombrar a Camps candidato a la Generalitat.Demuestra , así , ser incapaz de evitar el órdago lanzado por la ejecutiva que tan eficazmente maneja quien , pese a petardear de mil y una maneras el proceso judicial en marcha , acabo siendo imputado por aceptar que lo vistiesen los jefes de la trama Gürtel.Aceptando el chantaje , no solo pone en peligro la imagen publica , la honestidad y la legitimidad política del PP , pues echa por la borda el código ético con el que se comprometió hace dos años.También les da una razón mas , a quienes  le descalifican como líder.Porque tal vez  esta  sea ,  seguramente , la cesión que con mas claridad pone en entredicho su autoridad.Bien que se encargo Camps de recordarle , en cuanto noto síntomas de "desamor" , que fue con sus votos los que le llevaron , en el congreso de valencia , a la presidencia del PP.Asegura Rajoy , que nunca dejo de estar en su agenda , pero fue Camps quien se autoproclamó candidato .Nadie mejor que Camps ( por lo visto hasta ahora ) para saber que Rajoy no puede permitirse el lujo ético de desautorizar ni a el ni a su ejecutiva.

 

Por lo demás , parto de la base de que la corrupción parece tener un coste electoral prácticamente nulo.Sobre todo , cuando el ciudadano vive , prácticamente , preocupado por las consecuencias sociales de la crisis.Las tramas y los casos de corrupción , salen a la luz publica , creo , no gracias a la iniciativa cívica o a los mecanismos del control institucional , sino  debido mas a la venganza  o a los fallos internos del sistema corrupto.Los sondeos electorales demuestran que las causas penales en las que están inmersos dirigentes del PP no tendrán castigo en las urnas.Tampoco les pasara factura al PSOE los suyos.Aquí lo único que pasara factura , parece ser , será la gestión de Zapatero , cuando en realidad lo que se decide ahora son alcaldes y presidentes autonómicos.Viendo los mítines , se puede comprobar , que tanto unos como otros  , parece importarles únicamente Moncloa y no lo local o autonómico.Es por eso , que los partidos se permiten jugar cualquier carta.Absuelven presuntos delincuentes ( antes que la justicia ) y rescatan tránsfugas , si con eso consiguen mantener o alcanzar el poder.Aun a costa de incrementar la devaluación del sistema democrático.

 

Seria obligatorio detectar y cortar  , las raíces mas profundas de la corrupción.Entre ellas las que tienen que ver con una cultura política , cada vez menos ideológica y mas frívola , que parece dar manga ancha a partidos e instituciones  para financiarse en negro.

2 comentarios:

  1. Ojalá alguien te hiciere caso, Suso.
    Buen artículo

    ResponderEliminar
  2. Escribir por escribir.Van a su bola.Al fin y al cabo nunca pasa nada.Comprobado

    ResponderEliminar